BREAKING NEWS

Seguridad y bienestar en las instituciones educativas mexicanas

Seguridad y bienestar en las instituciones educativas mexicanas
13 Sep
9:58

Buena parte de nuestras vidas la pasamos en la escuela, por ello, además de la excelencia académica, los planteles educativos, desde nivel básico hasta superior y tanto públicos como privados, deben garantizar la seguridad e integridad de los alumnos, docentes y demás personal.

Cuando hablamos de seguridad en una institución educativa pensamos en sistemas de videovigilancia y circuitos cerrados, pero también existen otras soluciones encaminadas a salvaguardar el bienestar de la comunidad escolar como: prevención de situaciones de peligro, prevención de delitos, o concientización sobre el uso de las Tecnologías de la Información (TIC’s).

“Un espacio seguro no significa llenar de cámaras los salones y pasillos. La seguridad está basada en estrategias que buscan evitar actividades delictivas o, en caso de incendio o sismo, instruir a profesores y alumnos de cómo actuar para salvar sus vidas. En algunos países implementamos una plataforma totalmente personalizable para gestionar diferentes tipos de incidentes, alertas, e incluso reportes”, comentó Javier Sánchez Serra, director de Tecnología de Mer Group.

La tecnología es un elemento crucial en el desarrollo de herramientas de seguridad. Aunque también hay otro tipo de estrategias complementarias que ayudan a minimizar los riesgos:

  • Luminarias alrededor de los campus universitarios y en zonas aledañas a escuelas de nivel básico y medio.
  • Vigilancia y patrullaje. Así como, contar con los números de emergencia a la mano para actuar de forma eficaz en caso de amenaza.
  • Instruir al personal de vigilancia para que sepan manejar los controles,  conozcan los protocolos y ayuden de forma efectiva en caso de una emergencia.

La infraestructura adecuada es parte de los atributos que deben conformar el plan de seguridad, no sólo en términos de colocación de sistemas de vigilancia sino para ofrecer un lugar que garantice la protección de quienes se encuentran dentro; por ejemplo, en caso de un sismo.

Si bien, las escuelas y su entorno no están completamente exentos de una situación adversa, y deben estar preparadas ante cualquier eventualidad. La seguridad debe existir tanto en el interior, como en exterior de los planteles, los cuales deben ofrecer un ambiente seguro que estimule los valores de los estudiantes y los motive, en vez de causar incertidumbre y miedo.

« »